Seleccionar página

Celler Mesquida i Mora

, ,
Celler Mesquida i Mora

Celler Mesquida i Mora IGP Mallorca vino de la tierra
Porreres

Responsable: Bàrbara Mesquida

Bàrbara Mesquida elabora desde 2012 los vinos con los que soñaba. Una metáfora de un estado de ánimo que se expresa en estas botellas que transmiten finura y ligereza, fruta y volumen. Entre sus viñas familiares se encuentran las más antiguas plantas de cabernet sauvignon plantadas en Mallorca, con 53 años de vida. Les acompañan las locales mantonegro, callet, premsal blanc y giró sobre suelos calcáreo-arcillosos y de call vermell (tierra orgánica rojiza donde la callet se desarrolla idóneamente), todas ellas certificadas ecológicas y biodinámicas.

En palabras de Bàrbara y que corroboramos, la manera más óptima de tratar las viñas para conseguir unas uvas de óptima calidad para la expresión del triángulo suelo-clima-variedad.

Sus vinos Sincronia presentan una gama fàcil de beber, fresca y asequible al bolsillo. Como todos sus vinos, son de corte moderno, con nuevas formas de vinificar tanto en tinto como en blanco. Maceración prefermentativa para la prensal blanca, y prensado directo para el resto de variedades. Una cápsula de fruta estival es su rosado con maceración y reposo sobre lías. El tinto Sincronia nos aporta la franqueza y complejidad de un joven con corto paso por barrica. Todos estos vinos tienen un bajo contenido en sulfuroso total, lo cual los hace ser también más transparentes y próximos a lo que realmente representa la tierra en la que han nacido.

Su gama de Acrollam en blanco y rosado da un paso más, concentrando su potencial en dos variedades cada uno.

Sòtil y Trispol son dos grandes vinos de Mallorca, techo y suelo de un proyecto original y con futuro.

Elaboración compleja que termina en crianza en barricas de roble francés de 225 L. para Trispol, con las mejores uvas de cabernet, syrah y callet que Bárbara cultiva.

Y para terminar Sòtil, vino reconocido internacionalmente que se encuentra en todo buen restaurante de Mallorca. Sus fragancias florales como la violeta, notas especiadas, aromas finos y elegantes se completan con un paso por boca fresco, lleno de matices, goloso y persistente. Todo con la variedad callet que tan bién se da en el suelo del Plà i Llevant de Mallorca.

Habilidades

Publicado el

noviembre 18, 2017